viernes, 7 de noviembre de 2008


El polvo levantado en mi casa en los últimos tiempos lo han removido estos dos nuevos habitantes.
Por ahora se portan bien, están calladitos.
Aquí os los presento.

Cuatro veces fuego puede comprarse ya en Madrid en la librería Tres Rosas Amarillas.
Y en general, ambos, en cualquier sitio, si se les pide al librero en cuestión (se supone).

10 comentarios:

conde-duque dijo...

Uh, qué buena pinta... Esos caen ya mismo.
Enhorabuena, Larita.

Trovador errante dijo...

Hola poética,

Vengo de tomar unas cerves con Vanessa después del concierto de Drexler (en las mismas cercanas tablas)...redios que rica e inesperada velada.

Me va a dejar todos tus libros (y un póster de acróbatas y una chincheta).

Y coincidimos en lo que nos transmiten tus palabras: sensibilidad y fuerza, cargadas de imágenes muy visuales que te transportan rápidamente a esos lugares.

Gracias por el empujón inconsciente, la noche de aquel sábado fué conmovedora y mágica.

Apúntame en la cuenta una cerve y un beso

Marian dijo...

Enhorabuena por esos dos nuevos habitantes, niña.

Voy a probar suerte en las librerías de Murcia, cruzo los dedos!

Un besote

(espero que te llegaran las fotos)

Amarantear dijo...

alá vou, libraría!

NáN dijo...

Me dijo José Luis (3RosasA) ayer: "Pues tenía un buen montón, pero los he vendido todos, ya he pedido una reposición fuerte. Me llegan muy pronto".

Así que a esperar.

Microalgo dijo...

Buena noticia, esa.

A ve rsi me hago con ellos... Y ALGUIEN ME LOS ACABA FIRMANDO, que pa verte hay que hacer más cola que para ver al Papa.

Saludos al consorte.

mariona dijo...

¿Ya se le han acabado al de 3RosasA???
!!!!!!!!!!!!!!!!!!!
¿Y ahora qué hacemos?

NáN dijo...

hoy mismo reciben unos cuantos más, que están en Madrid. En unos días, muchísimos más.

Lo del de poesía parece más chungo. Creo que habría que hacer algo para que esa editorial enviara unos ejemplares a 3Rosas. (Yo hablo con la librería).

Lara dijo...

¡¡¡¡¡Qué bien!!!!!!!!!!!

Aurélia dijo...

Ay, Lara! Qué parto! Qué hermoso parto! Y encima, parir fuego! Ya lo sabíamos! El fuego. El fuego que eres! Sí que se van a portarse bien, limpiando todo el polvo! Cuántas ganas de estar con tiempo para poder leermelos, gozando...