jueves, 4 de febrero de 2010


Tú pensabas que la consternación sólo era posible en los entierros y, ya ves, también es posible en las alcobas. Por algo será.

7 comentarios:

Miguel Ángel Maya dijo...

...en las alcobas todo es posible, mon amour...

Marian dijo...

De hecho, creo que es bastante más posible en las alcobas...

beso!!

NáN dijo...

Al menos estaremos de acuerdo en que de las alcobas se puede salir para contarlo (lo que empeora mucho la situación, de por sí ya delicada, de las alcobas).

trovador errante dijo...

Como puños Larita...como puños...pero "es necesario haber pasado por 400 cuerpos..."

Besazo,
Kike

kika... dijo...

Hace poco hice una promesa: nada de follar con pena...

(y funciona)

besos
K

Miguel Marqués dijo...

Para eso están los diccionarios :D

Aurélia dijo...

Es que las alcobas... quién sabrá...! Lindo guiño, poeta.